jueves, 24 de noviembre de 2011

Templo de San Agustín, Acolman, Estado de México.

La construcción de este templo y convento que originalmente tuvieron los franciscanos se realizó en 1524-1529, luego pasó a propiedad de los agustinos y hacia 1560 lo inauguraron. No es de dudar que quienes lo construyeron llevaba el mismo concepto a realizar en el decorado de la fachada de Yuriria, el cual, también se inauguró en 1560. Del de Yuriria sabemos que fue el arquitecto español Pedro del Toro quién ejecutó la obra, pero había un agustino detrás de él que era quien daba las instrucciones, fray Diego de Chávez y Alvarado.

Vemos esa marcada idea medieval de los conventos-fortaleza. Con muros almenados, un atrio-huerta de acceso y una fachada que, como bien lo marca el maestro Toussaint, son iguales, aunque en Yuriria fue mucho más elaborado. Veamos la similitudes.

En Acolman, al igual que en Yuriria, aparecen San Pedro y San Pablo en esculturas de tamaño real a cada lado de la puerta principal; hay labrados en cada extremo una especie de cartel en el cual está escrito que fue el Virrey Luis de Velasco quién reinaba en la Nueva España cuando se consagró el templo en 1560.

Habrá que notar, eso que te marco con la flecha, unos severos daños en las esculturas de ese punto hacia abajo. Esto se debe a que en cuatro ocasiones el lugar se inundó, la última de tal magnitud que los frailes agustinos decidieron abandonar el edificio. Durante buenos tres siglos el templo y el convento estuvieron bajo tres metros y medio de lodo.

Aquí puedes notar con más detalle el alcance de los daños causados por las inundaciones. Un poco difícil identificar el santo representado.

En la parte central vemos, al igual que en Yuriria, una alegoría del Niño Dios, en Acolman, como lo vemos en la foto, la cabeza le fue arrancada, pero, igual que en Yuriria, este Niño tiene un mundo en la mano y está flanqueado por dos ángeles con instrumentos musicales, a la derecha una guitarra, a la izquierda una dulzaina. En Yuriria estos instrumentos aparecen invertidos.

San Pedro que ha peridido en la escultura su atributo de las llaves es aun reconocible, la peana en donde está colocado vemos un querubín.

Frutas tanto españolas como mexicanas aparecen en rededor del arco de entrada.

Esta alegoría que tal vez eran ángeles que perdieron sus alas con el desgaste del lodo llevan guirnaldas con más frutos. Al lado derecho notamos las inconfundibles granadas y unas mazorcas de maíz. El mestizaje se estaba dando ya en las representaciones.

La ventana del coro está flanqueada, al igual que en Yuriria por los escudos, solo que aquí aun persiste el español del lado izquierdo, tal vez, por estar abandonado el templo no fue retirado cuando el decreto que así lo estableció en 1821. Del lado derecho vemos el escudo de Acolman, cosa que también vimos representado y con la misma distribución en Yuriria. Encima del arco de la ventana está el corazón atravesado por tres dagas, símbolo de los agustinos.

En esta foto de finales del siglo XIX te darás una mejor idea del alcance de la última inundación y la razón del abandono.

San Pablo aparece a la derecha, su atributo está bien claro: la espada.

El medio cañón es, como en todos los recintos del siglo XVI, enorme, altísimo y, a diferencia de las demás construcciones similares que hasta ahora he visto, aquí hay grandes ventanales del lado derecho los cuales dan una mejor iluminación interior.

Toda la estructura de la Iglesia la vemos representada en los murales en rededor del altar mayor, los Padres, Doctores y principales teólogos de la Iglesia Católica Occidental.

El retablo central conserva, afortunadamente, las pinturas, pero fueron perdidas o robadas las imágenes de los nichos, quizá eran de Santa Rita y Santa Mónica, santas principales de los agustinos.

El púlpito, indispensable en todo templo, recordemos que entonces los largos sermones eran a viva voz.

Haciendo aquí la comparación de escala, vemos, pensando en la altura de la puerta, cuan grade es el interior del templo.

Un trabajo de nervaduras sencillo pero, que que no deja de ser imponente.

La Dolorosa, en un retablo que, aparece en el baptisterio.

Este lugar es bello en realidad, mañana conoceremos el ex convento, el cual está ahora transformado en museo.

2 comentarios:

  1. gracias me ayudo a realizar mi tarea busco novio alguien esta soltero jejejejejeejjjjjeee no es broma

    ResponderEliminar